¿LOS TERREMOTOS INFLUYEN EN LA ACTIVIDAD VOLCÁNICA?

 INVESTIGACIÓN  El reciente sismo ocurrido el último domingo en Arequipa, de 6.8 de magnitud, despertó la inquietud acerca de si la actual erupción del volcán Sabancaya pudo experimentar un fuerte incremento como consecuencia de este movimiento sísmico. El Perú, dada su localización en el Cinturón de Fuego del Pacífico, es un país con alta ocurrencia de terremotos e importante actividad volcánica.
Precisamente, el sismo registrado el domingo 14 de enero de 2018 en Arequipa, de 6.8 de magnitud, despertó la inquietud sobre la relación que existe entre ambos fenómenos naturales y, más precisamente, acerca de si la actividad eruptiva del Sabancaya pudo incrementarse tras la ocurrencia del sismo.
El Dr. Orlando Macedo, investigador científico en vulcanología del Instituto Geofísico del Perú (IGP), explica que tanto los terremotos como las erupciones volcánicas son fenómenos que tienen su origen en el proceso de tectónica de placas, tras la subducción de la placa de Nazca por debajo de la placa Sudamericana. No obstante, “que los terremotos induzcan el inicio de una erupción o viceversa es un escenario que no ha sido comprobado ni descartado hasta la fecha por la investigación científica”.
Así, de acuerdo al análisis del Instituto Geofísico del Perú, que realiza el monitoreo en tiempo real de la actividad eruptiva del Sabancaya, el número de explosiones y sismos dentro del volcán no sufrió importante variación antes y después del sismo de Arequipa: el día 13 de enero se registraron en promedio 58 explosiones diarias y el 14 de enero unos 60 eventos explosivos.

Sin embargo, el Dr. Macedo menciona que si un volcán está próximo a hacer erupción, al manifestar intensas emisiones fumarólicas y constante actividad sísmica en su interior, y en ese contexto ocurre un terremoto de gran intensidad muy próximo al macizo, la presiones dentro del volcán podrían sufrir perturbaciones de modo tal que dicha erupción se dispare o, en el mejor de los casos, se desvanezca. “Las redes de vigilancia en tiempo real que el IGP tiene sobre los volcanes nos permiten conocer los cambios que se suscitan en cuestión de minutos. Este último sismo no generó alteraciones en la actividad de ninguno de los colosos que monitoreamos”, finalizó.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario