PAPA RELLENA Y LAS MÁS DE 3,000 VARIEDADES DE PAPA EN EL PERÚ


 GASTRONOMIA  Uno de los platos más populares del Perú y que está presente en la comida criolla es la tradicional y exquisita papa rellena. Este plato como su nombre lo dice está hecho a base de papa con un relleno de carne y en el Perú hablar de papa es hablar de palabras mayores. Efectivamente, tenemos la suerte de contar con la mayor cantidad de variedades de papa del mundo, en virtud que el país tiene más de 3,000 tipos de papas de las 5,000 que existen en el mundo. Por esto y mucho más la papa rellena es uno de nuestros platos clásicos favoritos de la gastronomía peruana.

La historia de este rico y suculento se remonta a los años de la Guerra del Pacífico entre Perú y Chile en 1879. Los historiadores relatan que los valientes soldados peruanos tenían que recorrer largas distancias por caminos alejados para evitar ser advertidos por las fuerzas chilenas. La mejor manera que encontraron para poder llevar el alimento que los mantendría alertas y preparados fue la preparación de un plato hecho con carne picada condimentada y frita. Este relleno lo ponían dentro de una masa de papas hervidas y para sellarlas las freían y guardadas en telas para poder transportarlas fácilmente. A este ingenioso, sencillo y delicioso plato lo llamaron “papa rellena” y es así como lo conocemos en nuestros tiempos. Bajo esas circunstancias es que también surgió otro famoso plato peruano hecho a base de papa, que fue la “causa rellena”.
Entre los principales ingredientes están la papa blanca, papa amarilla, harina de trigo, sal, pimienta, aceite vegetal, cebolla, ajo, tomate, comino, orégano, huevos, carne de res, ají panca, pasas y aceitunas negras de botija.
Se usa la papa blanca y amarilla juntas. La papa blanca resulta muy aguada o muy seca, eso deriva de la variedad de papa que se haya usado. Los cocineros con mayor experiencia suelen utilizar una mezcla de papa blanca con papa amarilla. La papa blanca es muy ligosa debido a que tiene demasiado almidón y al utilizar sólo esa variedad resulta una tarea titánica armar las papas rellenas porque la masa se pega en las manos; mientras que la papa amarilla es demasiado arenosa y también genera problemas al intentar hacer el preparado; pero si mezclamos papa blanca con papa amarilla se logra una masa ideal.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario